Guía para aplicar impermeabilizante fibratado

Un buen impermeabilizante nunca debe faltar en el techo de tu hogar. Es por eso que a continuación te brindamos una guía práctica para aplicar impermeabilizante fibratado.

Aplicación de la capa base de impermeabilizante.

En cualquier recubrimiento se requiere que haya una preparación previa, es decir, que limpies el área a impermeabilizar y cubras las fisuras.

Después de esto y siguiendo las instrucciones del fabricante, efectúa el mezclado de la cantidad de impermeabilizante fibratado que vas a aplicar. Este normalmente viene en presentaciones de un galón (3.7854 litros) y cubeta de 5 galones (19 litros).

Aplica la primera capa a lo largo y ancho de la superficie. Utiliza un rodillo de felpa de nap de ¼” con un mango de pvc con jaula y extensión de aluminio. Espera que la primera capa seque completamente.

Algunos aplicadores utilizan como herramienta de aplicación una escoba, ya sea de mijo o de plástico. Consideramos que esto es válido pero un poco incomodo porque se tiene que sacudir constantemente la escoba para eliminar los residuos de material, haciendo más lenta la aplicación.

Con un rodillo de felpa con un nap de ¼ de pulgada y una mango de pvc con jaula, la aplicación es más ágil y el nap de ¼ de pulgada no absorbe el material para permitir una distribución uniforme.

Aplicación de la segunda capa de impermeabilizante.

Aplica la segunda capa de impermeabilizante de forma inmediata. Es muy importante precisar que esta debes aplicarla en sentido transversal a la primera capa, no haciendo presión con el rodillo de felpa, para que se logren esparcir las fibras de manera uniforme.

Alternativa de aplicación

Algunos aplicadores tienen una técnica un poco diferente que vale la pena señalar en este espacio.

Cuando se termina de aplicar la capa base de impermeabilizante o si se está aplicando por secciones, coloca una malla de refuerzo sobre esta primera capa. Esta malla de refuerzo se debe adherir completamente.

Después espera que seque y procede a aplicar la segunda capa de impermeabilizante, también en sentido transversal respecto la primera.

Ya aplicada la capa base, la malla de refuerzo y la segunda capa de impermeabilizante, debes hacer una supervisión minuciosa para confirmar que todo el material se adhirió correctamente.

Una vez verificado este proceso, cubre con impermeabilizante acrílico en las bardas perimetrales, esto con el propósito de que no haya filtraciones de agua o humedad a través de esas bardas y afecten todo el trabajo.

Siguiendo los sencillos pasos de este proceso, tendrás las certeza de que tu azotea estará debidamente protegida durante los años que indica el material usado, que van de los 3, 5 y hasta 10 años.

Esperamos que esta guía para aplicar impermeabilizante fibratado te ayude a realizar un buen trabajo en el techo de tu hogar. Recuerda que puedes dejarnos tus comentarios y recomendaciones de impermeabilización.

Es posible que también te interese: ¿Qué es un impermeabilizante fibratado?

¿Qué es un impermeabilizante fibratado?

En época de lluvias, es molesto y riesgoso dejar pasar la humedad del techo o paredes. Con el paso del tiempo pueden generar goteras. Lo mejor es que estés prevenido con un impermeabilizante fibratado.

A continuación te mencionamos qué es este excelente producto para impermeabilizar tu hogar.

¿Qué es un impermeabilizante fibratado?

El impermeabilizante fibratado es un impermeabilizante elastomérico manufacturado, con resinas estiren acrílicas y pigmentos. Estos mezclados, dan propiedades de adherencia, elasticidad, impermeabilidad, duración y reflectividad.

Tiene una consistencia fibrosa, esto ayuda a tener una buena resistencia. Gracias a esto puedes ahorrarte la malla de refuerzo, que en varias situaciones, es necesaria para impermeabilizar el techo.

El impermeabilizante fibratado tiene propiedades de alta resistencia a la degradación provocada por el intemperismo.

Es muy útil como recubrimiento impermeable, para techos de concreto, de asbesto y cemento de distinto tipo de construcciones.

Rendimiento

Proporciona 1.2 litros por metro cuadrado a dos manos, y 1.5 litros por metro cuadrado a dos manos con malla reforzada o doble.

No obstante, este rendimiento puede variar dependiendo del grado de rugosidad y las características de la superficie donde sea aplicado el material.

Advertencias

Este material debes aplicarlo directamente en la superficie a impermeabilizar. Tienes que revolver el producto antes de utilizarlo.

No puedes aplicarlo a temperaturas menores de 8 grados centígrados ni mayores de 40 grados centígrados.

No debes aplicar el producto cuando se tenga amenaza de lluvia o con la superficie húmeda.

Cuando se trate de superficies que tienen una capa de impermeabilizante vieja, debes verificar que ésta tenga una buena adherencia, o de lo contrario, tendrás que removerla completamente.

Seguridad

Respecto las medidas de seguridad, debes evitar el contacto con la piel y con los ojos. Cualquier salpicadura del material debe ser tratada inmediatamente con agua en cantidad abundante.

Si llegas a presentar molestias, debes acudir de inmediato al médico.

Ya comprendidas las características fisicoquímicas, las advertencias de seguridad y rendimientos, puedes elegir el impermeabilizante fibratado idóneo para tu hogar.

Es posible que también te interese: Qué hacer antes de aplicar tu impermeabilizante.

Qué hacer antes de aplicar tu impermeabilizante

Antes de impermeabilizar o realizar cualquier tipo de actividad similar, es necesario conocer el material que vas a usar. A continuación te presentamos los primeros pasos a considerar antes de aplicar tu impermeabilizante.

Especificaciones y hoja técnica

Antes de aplicar el impermeabilizante fibratado, primero es indispensable leer la información técnica del material. Esta es proporcionada por el fabricante.

Una vez leída y comprendida la hoja técnica del producto, podrás conocer las características fisicoquímicas de este material y así sabrás cómo proceder en el caso de presentar algún imprevisto.

Limpieza de la superficie

Las primeras herramientas que vamos a requerir para efectuar una limpieza es una escoba, una espátula o cepillo de alambre, una cubeta y jabón, o si es posible, una hidrolavadora a presión.

El área dónde vas a aplicar el impermeabilizante fibratado debe estar limpia, libre de polvo, grasa, óxido, humedad, hongos, aceite, o cualquier otro elemento
contaminante que afecte la adherencia.

Debes barrer a profundidad el área para eliminar todos aquellos elementos que pueden afectar la adhesión.

La espátula o cepillo de alambre la debes utilizar adicionalmente para eliminar todas aquellas sustancias, como residuos de mezcla o de capas viejas de impermeabilizante, que no es posible quitar con el simple barrido con la escoba.

Asimismo, si es necesario, para una completa limpieza, procede a la utilización de agua y jabón y talla a profundidad; si optas por la utilización de agua y jabón, debes esperar que el área seque completamente en un promedio de 3 a 4 horas.

Resanado

Una vez que el área está completamente limpia, tienes que hacer una revisión meticulosa a efecto de detectar si existen fisuras y puntos críticos.

Lo que tienes que hacer ahora es aplicar cemento acrílico con una espátula para rellenar las fisuras y aquellos puntos críticos, incluyendo los chaflanes, domos, tuberías que crucen la losa, uniones de losa, juntas constructivas y demás secciones necesarias.

Una vez realizado el resane, debes esperar a que el cemento acrílico o cemento plástico se endurezca, lo que puede ser en un lapso de 3 a 4 horas, todo esto dependiendo del tipo de cemento acrílico que utilices.

Te recomendamos seguir las instrucciones del fabricante, así como hacer una lectura de la hoja técnica del cemento acrílico.

Ahora ya estás listo para empezar a aplicar tu impermeabilizante fibratado. Esperamos que estos consejos te ayuden a obtener los resultados que necesitas. Recuerda que puedes compartirnos tus experiencias y comentarios.

Es posible que también te interese: Consejos para elegir colores de pintura para interiores