Quita las marcas de crayón en las paredes

Quita las marcas de crayón en las paredes

Si tienes niños pequeños a los que les encanta colorear las paredes, lo más probable es que hayas pasado al menos un día de tu vida tratando de descubrir cómo quitar esas marcas de crayón.

¿Funcionó? ¿O descubriste que no podías quitar el crayón de las paredes sin quitar la pintura? Aquí hay algunos consejos para mantener las paredes seguras, incluso si tus hijos crean un desorden desafiante (pero hermoso).

Si estás pensando en pintar nuevamente tu casa, adquiere una cubeta pintura vinílica y comienza a realizar tu trabajo; no olvides lavar las paredes primero y después aplicar un primario o sellador. Al final, la capa (o capas) de pintura entrarán solas.

las marcas de crayón en las paredes

Usa bicarbonato de sodio

Si estás buscando una forma de limpiar la instalación del joven Miguel Ángel con un producto que tengas a la mano, prueba con bicarbonato de sodio.

El grano frota el crayón, pero es lo suficientemente fino como para no dañar la pintura.

Pon una cantidad de bicarbonato de sodio del tamaño de una moneda de diez centavos en un paño húmedo y frota suavemente en las paredes.

Esto puede requerir un poco de esfuerzo, pero el crayón eventualmente dará paso a una pared limpia. Cuando hayas terminado, limpia con un trapo limpio y húmedo y deja que la pared se seque.

Prueba con bicarbonato de sodio y pasta de dientes

La pasta de dientes agrega una capa adicional de arena, además de agentes de limpieza y blanqueamiento, para ayudar a eliminar el color no deseado de la pared.

Primero, unta una capa de pasta de dientes sobre el crayón. Luego, haz una pasta de bicarbonato de sodio y agua.

Pon la pasta de bicarbonato de sodio en un cepillo pequeño y comienza a tallar. Cuando hayas terminado, limpia con un paño húmedo.

Utiliza un borrador mágico

Los borradores mágicos son pequeños trozos de espuma de melamina que contienen un agente limpiador. Pero no es el agente de limpieza lo que los hace funcionar, es el material.

La melamina es un abrasivo poderoso pero delicado que eliminará cualquier cosa, desde manchas hasta crayones, marcas de bolígrafo y un marcador permanente de tus paredes.

Consejo profesional: puedes comprar espuma de melamina y cortarla en pedazos pequeños si quieres hacer tu propio borrador mágico.

Usa pintura resistente a las manchas

Como cualquier niño sabe, ensuciarse es parte de lo que hace que la vida sea divertida. Pero, como cualquier papá o mamá puede decirte, limpiar la suciedad no es tan entretenido.

Por lo tanto, evita el crayón en tus espacios, y la próxima vez que pintes, dale una ventaja a tu yo futuro con paredes resistentes a las manchas.

La pintura resistente a las manchas es una pintura de mayor brillo, como satinada, semibrillante o brillante. Funciona mejor en espacios concurridos como la sala, el vestíbulo, las habitaciones de los niños y los pasillos.

Usa semibrillante para gabinetes y espacios funcionales como cuartos de lavado. Reserva el brillo para molduras, carpintería y muebles.

El mayor brillo hace que la pintura sea menos porosa; lo que significa que es menos probable que las cosas se peguen.

Esperamos que te hayan gustado estas soluciones de pintura, perfectas para todos los espacios de tu hogar.

También te puede interesar: Aumenta el valor de tu propiedad