¿Cuándo debes mudarte o remodelar?

Cuando deberias moverte

Tu hogar influye mucho en la forma en que tú y tu familia viven sus vidas. Desde la habitación hasta los factores personales y la ubicación, deseas que tu hogar se sienta cómodo y conveniente.

Si tu hogar no satisface tus necesidades o podrías encontrar una mejor opción en otro lugar, vale la pena considerar mudarse. Aquí hay algunas señales de que es hora de levantar apuestas y decir adiós a tu actual morada.

También te puede interesar: Ideas para decorar la habitación de tu consentido

Tienes necesidades especificas

Si tienes una larga lista en donde tengas identificadas las necesidades para tu hogar, podría ser mejor comprar un lugar diferente o diseñar tu hogar desde cero. Si bien puedes renovar y mejorar tu hogar actual, hay algunas cosas que simplemente no puede agregar a una casa existente.

Considera problemas de movilidad, por ejemplo: si tu hogar actual tiene muchas escaleras, no puedes eliminarlas. Una casa estilo rancho tiene más sentido. Piensa de manera realista si tu casa actual puede modificarse o no para satisfacer tus necesidades. Si no es así, vender tu casa es la respuesta más probable.

Te gusta tu casa pero odias la ubicación

Recuerda que siempre puedes cambiar los colores para baños o el aspecto de tus paredes. Incluso si amas totalmente tu hogar, una ubicación menos que deseable realmente puede afectar tu estilo de vida. Es mejor establecerse en una excelente ubicación y luego encontrar un hogar que se adapte, o que pueda modificarse para satisfacer, tus necesidades.

Necesitas más opciones financieras

Mejorar tu hogar actual puede ser más barato que mudarte, pero puede ser más difícil de financiar. Un préstamo con garantía hipotecaria o una línea de crédito podrían ser tus únicas opciones si necesitas una renovación exhaustiva. Al comprar una casa nueva, tendrás más opciones de financiamiento y pagos iniciales.

Estas buscando invertir

En resumen, una casa nueva suele ser una mejor inversión que renovarla. Si amas tu lugar y no esperas vender, es posible que no te preocupe tanto recuperar tu inversión en mejoras costosas.

Sin embargo, si consideras que los bienes raíces son una inversión, una nueva casa suele ser una mejor apuesta. Sabrás exactamente lo que estás gastando y las propiedades comparables en el área que te ayudarán a comprender el retorno de tu inversión.

Tienes un presupuesto estricto

¿Sabes exactamente lo que puedes gastar en conseguir la casa de tus sueños? Las renovaciones pueden ser muy impredecibles en función de los precios laborales y de mercado, los retrasos y los problemas imprevistos. Comprar una casa lista para mudarte significa que sabrás que obtendrás un lugar dentro de tu presupuesto (¡siempre que seas un comprador inteligente, por supuesto!).

¿Cuando deberías remodelar?

Mudarte podría no ser la mejor opción para todos. Tu hogar actual se puede mejorar para adaptarse a tu estilo de vida y puedes quedarte si estos factores se alinean.

Amas tu ubicación

Amor donde vives? Eres uno de los afortunados. No sacrifique una excelente ubicación solo porque su hogar no es el adecuado, todavía. Como dicen, siempre es mejor ser la casa más barata en un gran vecindario porque siempre puedes mejorar tu hogar.

Tus quejas son menores

Sé realista sobre lo que amas y odias de tu hogar. ¿Tu lista de quejas es realmente suficiente para merecer un cambio? Se puede reconfigurar una cocina y se puede mejorar un patio trasero para que pueda superar algunos de los inconvenientes. Además, algunas de tus quejas pueden ser una solución económica fácil.

Sin embargo, los puntos débiles no se resolverán con una renovación (por ejemplo, la falta de baños o la falta de pies cuadrados), entonces puedes considerar una mudanza en lugar de renovación.

Eres hábil con un martillo

Puedes ahorrar una tonelada de dinero haciendo algunas de las mejoras tú mismo. Si eres hábil con un martillo, una renovación agregrá valor a tu hogar a un bajo precio.

Pagar por los materiales y hacer el trabajo tú mismo genera mucho sudor. También puedes asegurarte de obtener exactamente lo que deseas y puedes renovar en tu propia línea de tiempo, que es (obviamente) mucho menos estresante que una mudanza.

Al final, decidir si moverte o mejorar se reduce a ser realista sobre tu situación. Vender tu casa y comprar una nueva o emprender una renovación importante son dos decisiones importantes.

Todos hemos estado en un punto en que las cosas de nuestras casas nos vuelven locos, pero eso podría no merecer un cambio. Considera los pros y los contras para llegar a una decisión con la que puedas vivir y amar.

Ideas para decorar la habitación de tu consentido

Las ideas modernas para la decoración de la habitación de tu hijo son variadas, continúa leyendo y decora el espacio de tu nene con mucho encanto y sabor.

Los temas dan un propósito al diseño de interiores y hacen que la decoración sea divertida y emocionante.

Algunos temas son más adecuados para tipos específicos de espacios, por ejemplo, si estás pensando en decorar la habitación de un niño, puedes disfrutar de temas como el espacio, los piratas, coches, superhéroes y muchos otros.

Por supuesto, también puedes planificar el diseño de interiores pieza por pieza y detenerte de vez en cuando para ver el panorama general.

Ejemplos muy útiles para la decoración de los espacios de los nenes

Puedes optar por una habitación con cama alta, una característica muy práctica que se adapta a habitaciones pequeñas y permite incluir mucho espacio de almacenamiento y otras características sin hacer que la habitación se sienta desordenada o pequeña.

Otra opción bastante interesante (que puedes encontrar en distintos lugares donde vendan muebles), es una acogedora área para dormir en la esquina, mientras que el resto de la habitación incluye una estación de trabajo, una gran unidad de pared y mucho espacio abierto para otras actividades.

Otra idea bastante buena con relación a la decoración de la habitación de los niños, son las recámaras tubulares.

Existen algunas tiendas que venden este tipo de muebles con colores bastante llamativos que le gustan a cualquier niño.

No olvides elegir el color correcto, ya que este tipo de muebles suelen tener colores bastante llamativos, algo que quizá complique un poco la elección del color ideal para la habitación.

Recuerda visistar la web antes de tomar la decisión de cómo decorar la habitación de tu pequeño. En ella podrás encontrar diversas opciones que se pueden adaptar a las exigencias de tu pequeño.

Eso sí, no olvides tomar en consideración los gustos de tu pequeño, ya que si no es de su agrado seguramente recibirás un berrinche.

Formas de embellecer tu espacio

Cualquier persona que se haya mudado o tenga una nueva casa puede decirte que todo el proceso es un tanto complicado. Claro, es posible que escuches a un propietario que hizo que todo funcionara perfectamente pero, en la mayoría de los casos, mudarse puede ser complicado y desordenado. Puede haber una brecha entre cuándo se vende una casa antigua y si está lista, o bien, se pueden retrasar las fechas de finalización de la construcción.

En estos casos, un espacio temporal podría ser la mejor opción. Ya sea que te mudes con alguno de tus familiares o con consigas un contrato de arrendamiento a corto plazo, hacer que cualquier espacio te haga sentir como en casa puede ser difícil. Si no te vas a quedar por mucho tiempo, puede significar un gran reto estar cómodo.

También te puede interesar: Ideas de color para la oficina en casa

Haz que cualquier lugar te haga sentir como en casa con estos sencillos consejos.

Utiliza decoración de fácil manipulación

De acuerdo, entonces no vas a pintar las paredes ni a pintar los pisos. Pero solo porque la decoración de un espacio de vida temporal no sea exactamente a tu gusto no significa que tengas que vivir con ello. Al traer algunos adornos de fácil manipulación, puedes animar un espacio con tu estilo único.

Una de las mejores maneras de hacer que un espacio temporal te haga sentir como en casa, es con un gran tablero de corcho. Puedes agregar elementos como imágenes, recuerdos y hasta decoración que hayas recolectado de otros espacios. Decora el tablero de corcho, colócalo en un lugar que te agrade y te sentirás como en casa.

También puedes utilizar un par de lámparas o un jarrón, mismos que pueden hacer mucho para volver acogedor tu espacio y hacer que no extrañes del todo tu anterior hogar. Ojo, simplemente puedes omitir las piezas de decoración de gran tamaño.

Elige una decoración funcional

Quizá te preguntes como decorar tu cuarto sabiendo que únicamente es temporal; un espacio vital temporal no tiene por qué ser aburrido, puedes pensarlo varias veces antes de escoger cómo quedará tu cuarto. No hagas trabajo extra moviendo un montón de elementos decorativos, ya que tendrás que mudarte nuevamente en un corto tiempo.

Elige piezas de decoración que funcionen de otras maneras. Un frutero, por ejemplo, agrega un toque de color muy necesario al mismo tiempo que mantiene alimentos saludables al frente y al centro.

Una linda canasta junto a la puerta de entrada personaliza un espacio a la vez que te ayuda a mantener las llaves organizadas en un espacio desconocido.

Asegúrate de que la decoración que traigas pueda hacer más que simplemente sentarte y lucir bonita, es decir, que sea funcional.

Acomoda tu ropa

Una habitación temporal puede hacerte sentir como un huésped, sin importar dónde te hospedes. Vivir fuera de una maleta desorganizada o buscar en las cajas de almacenamiento para encontrar tu camisa favorita solo la empeora.

Si bien es posible que no desees mover toda tu ropa a un armario temporal, puede hacerte el día a día acomodando tu ropa. Considera la temporada y las cosas que más usas. Luego, elige una o dos semanas de ropa y accesorios y almacena el resto. Tener menos ropa puede no ser lo ideal, pero puede ayudarte a instalarte, colgar algunas cosas y mantener tu ropa organizada y ordenada.

Elige tres electrodomésticos

Algunos espacios temporales vienen con electrodomésticos y otros no. De cualquier manera, puedes ahorrarte muchos dolores de cabeza manteniendo tu cocina temporal limitada a tres o cuatro de tus aparatos favoritos.

Elige los elementos imprescindibles de la cocina y limita la cantidad que tendrás que mover cuando llegue el momento de moverte nuevamente.

Algunos electrodomésticos pequeños que amas, también pueden ayudarte a sentirte más como en casa. Es posible que puedas vivir sin tu licuadora o adaptarte al uso de otra persona, pero si tu café de la mañana es tu santuario, definitivamente debes traer tu cafetera.

De esta manera, ya sea un par de semanas o un par de meses, no tendrás que prescindir de tu taza favorita.

Muebles temporales

Moverse es difícil para los muebles, solo pregúntale a cualquiera que haya raspado su armario favorito en el proceso de mudanza. No arriesgues el desgaste de tus piezas favoritas al obtener muebles temporales.

Si bien muchos de los espacios temporales están amueblados, puedes agregar las piezas que necesites al verificar en línea las opciones temporales.

Luego, cuando llegue el momento de pasar a tu espacio permanente, puedes pasar las piezas a otra persona sin preocuparte por los arañazos o las abolladuras.

Personaliza tu espacio

Es posible que tu espacio temporal no luzca como tu casa original, pero no hay razón para que no te sientas como en casa. No te sientas culpable por agregar algunas cosas que hacen que el espacio sea más familiar, incluso si te estás quedando con amigos o familiares.

Nadie se opondrá a algunas imágenes, por supuesto, pero también puedes agregar cosas temporales. Los textiles, como cojines o mantas cómodas, son una excelente manera de agregar personalidad y textura. O usa una vela que solías tener en tu antigua casa.

El aroma hará que el espacio se sienta más familiar y te ayudará a sobrellevar la espera entre lo temporal y lo permanente.

Un espacio vital temporal es menos que ideal, pero es importante recordar que es solo eso: temporal. Incluso si no es una situación perfecta, no durará para siempre. Haz tu mejor esfuerzo para hacer que un espacio sea cómodo y, no importa dónde estés, te sentirás como en casa.